Pechuga Entera de Pollo

Sin reseñas

$2.998 $3.898 Ahorra $900 - 1 Kilo

¡Vecinas y vecinos! Recuerden que por el momento solo contamos con despacho a domicilio en la Región Metropolitana.

Descripción

La pechuga de pollo entera es perfecta si buscas un corte versátil, nutritivo y que encante a toda tu familia. Su bajo contenido graso, y composición rica en vitaminas, minerales y proteínas, lo convierten en un alimento infaltable en tu cocina. Disfruta de un sabor incomparable: el corte incluye huesos, piel y restos de costillas, dejándote un jugo extra lleno de sabor. ¡La pechuga entera las tiene todas!

Detalles del producto

  • Origen: Importado.
  • Tipo de corte: Pechuga de pollo.
  • Región del corte: Pectoral.
  • Tipo de cocción: Para conservar su jugosidad, se recomienda cocinarla a la plancha o al horno. También apta para la olla.

Preguntas frecuentes

¿Por qué no se recomienda lavar el pollo antes de cocinarlo?

Si bien el pollo ya trae sus propias bacterias, estas se eliminan fácilmente en una cocción adecuada, ya que no sobreviven a temperaturas muy altas. Además, lavar la carne favorece la contaminación de las bacterias en otros alimentos que vayas a usar, además de tus utensilios y tu superficie de trabajo.

¿Cómo guardar la pechuga de pollo para que dure más?

En primer lugar, es fundamental seguir las instrucciones del empaque. En general, el pollo crudo en el refrigerador, guardado de forma hermética, dura hasta 2 días; en el caso del pollo cocinado, este puede durar hasta 4 días en las mismas condiciones. Si no cocinarás el producto en las próximas 24 a 36 horas, se recomienda envasar y congelar, pudiendo llegar a durar hasta 6 meses.

Recetas destacadas

Caldo de pollo

¡Esta es una receta infalible para los días de frío! Haz un sofrito con verduras y agrega agua para cocinar el pollo. Al final de la cocción del pollo, añade papas picadas para que todo quede en el punto perfecto.

Pechuga al horno

Para alcanzar la máxima jugosidad, remoja las presas por media hora en salmuera, y embetúnalas bien en la mezcla de aliños con aceite de oliva. También, puedes añadir unas rodajas de limón para darle más sabor.

Pechugas apanadas

Si bien requiere harto trabajo, el resultado lo vale. Un tip para que el apanado quede más rico es agregarle un poco de queso parmesano, ¡atrévete a probar!